POR EFE

Las tropas rusas continúan por tercer día consecutivo con el asalto a la acería Azovstal de Mariúpol (Ucrania), informaron hoy tanto el Regimiento Azov, que defiende la instalación siderúrgica, como fuentes de la policía ucraniana.

«Ya van tres días de asalto activo en el recinto de la planta Azovstal», indicó el subcomandante del Regimiento Azov, Svyatoslav Palamar («Kalina»), que agregó que hay combates y «no hay régimen de silencio», es decir, no hay un alto el fuego.

En declaraciones a la cadena digital Hromadske» recogidas por la agencia Unian, Palamar agregó que no se están evacuando civiles de la planta.

Asimismo negó las acusaciones del portavoz del presidente ruso, Vladímir Putin, según las cuales los combatientes ucranianos presuntamente retienen a civiles como rehenes y exigen canjearlos por alimentos y medicinas.

También el jefe de la policía de patrulla de Mariúpol, Mijailo Vershinin, confirmó a Unian que el asalto continúa.

«Están atacando el perímetro tanto como pueden y tratan de avanzar», señaló.

El asesor de la Presidencia ucraniana, Oleksiy Arestovych, aseguró en televisión que los intensos combates continúan, pero que los defensores ucranianos lograron expulsar a los rusos del recinto.