En medio de un cerco militar y policial, militantes y dirigentes del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), de la corriente del expresidente Leonel Fernández, iniciaron una vigilia frente a la Junta Central Electoral (JCE) para denunciar un alegado fraude en las primarias internas de esa organización, realizadas el domingo.

La protesta es encabezada por los altos dirigentes de la corriente leonelista Bautista Rojas Gómez, Freddy Pérez, Radhaméz Jiménez, Hipólito Polanco, Clodomiro Chavez, la senadora de La Romana, Amarilis Santana y el diputado Rubén Maldonado.

Luego una comisión de leonelistas, encabezada Rojas Gómez y Jiménez, depositó ante la JCE una instancia en la que solicitan una auditoría al software usado en las elecciones.

Indicaron que esa aauditoría debió hacerse antes de realizarse los votos.

Jiménez dijo que el documento busca el respeto a la voluntad popular expresada por los peledeístas en las primarias.
Expresó que el sector de Fernández tiene “evidencias irrefutables “que indican que los resultados de proceso interno fueron adulterados y que esperan que la JCE tome decisiones para corregir la anomalía”.

Los manifestantes se concentraron en la plaza de la Bandera, donde gritaron consignas y portaron pancartas exigiendo el conteo de todos los votos depositados en las urnas, alegando que hubo fraude durante las votaciones y el conteo de los votos.
Cientos de militares y policías resguardan el interior y la parte externa de la sede del organismo electoral, para impedir que los adeptos a Fernández se acerquen a sus instalaciones.