POR NARCISO PEREZ

SANTO CERRO(LA VEGA).-El obispo de la diócesis de esta provincia, monseñor Héctor Rafael Rodríguez solicitó tres favores a la Virgen de las Mercedes dirigidos a mejorar la situación de las familias, que ilimune a los políticos para que trabajen con transparencia y por el bien común y que los dominicanos hagan conciencia de la necesidad de
evitar la desertificación del país a causa del daño ocasionado al medio ambiente y los recursos naturales.

«En este glorioso día en que veneramos a la Virgen de las Mercedes, patrona del pueblo dominicano, me permito pedirle que interceda en favor de las familias dominicanas, que atraviesan grandes dificultades, ilumine a nuestros dirigentes políticos para que practiquen una labor con decencia, prudencia y sin engaños y que finalmente evitemos por todos los medios convertir al país en una
nación desértica a causa de la deforestación y acciones contra el medio ambiente», subrayó monseñor Rodríguez al pronunciar la Homilía
de la misa matinal en el santuario y parroquia de las Mercedes, al conmemorarse su día.

Indicó monseñor Rodríguez que muchos de los males que tiene la sociedad dominicana hoy día se debe en gran parte a la crisis familiar que se está viviendo.

«Pedimos a nuestros padres de familias que tengan un mejor control de sus hijos, ya que de nuestros hogares es que salen los profesionales,
pero también los delincuentes», sostuvo monseñor Rodríguez.

Del mismo modo, el obispo vegano solicitó que haya una mejor comunicación entre los padres de familias y los profesores de los centros educativos.

En cuanto a los dirigentes políticos, monseñor Héctor Rafael Rodríguez planteó que éstos deben trabajar por el bien común, no como hasta ahora, donde solo buscan sus propios intereses, sin importarle el dolor y las precariedades que sufren miles de ciudadanos.

Y al tocar el tema del medio ambiente, monseñor Rodríguez dijo que hay que defender todas las áreas protegidas, los ríos y evitar seguir sacando materiales de construcción de las cuencias hidrográficas y el corte indiscriminado de árboles.

«Nosotros desde este municipio proclamamos que seguiremos defendiendo la no explotación de Loma Miranda, reclamamos que se termine la presa de Guaguí y que no dejemos morir el río Camú», manifestó Rodríguez.