fjpg

Por Ricardo Santana

Santiago.-La anciana Simeona Sima Peña, quien se hizo famosa en el 2008 cuando tenía 101 años al participar y ganar a ocho jóvenes con edades entre los 15 a 25 años que aspiraban a convertirse en reina de las Fiestas Patronales del paraje de Doña Agueda, de la sección de la Jagua, del municipio de Baitoa, al sur de Santiago, murió el súbitamente a los 109 años.
Tras ser coronada como reina de la Esperanza, importantes medios de comunicación como Listín Diario, la agencia Efe, Diario Libre, Hoy, el Nacional, Dominicanoshoy.com y otros, dieron amplia cobertura al acontecimiento.
La fallecida en el 2011 volvió a tener relevancia, cuando contando con 104 años ganó un concurso de baile organizado por la comunidad de Doña Agueda y en la que participaron otras 14 damas con edades entre los 15 a 50 años.

 

fjpg
Muchas de las que participaron en el certamen de baile admitieron su derrota, pero se justificaron alegando que los temas que colocaron los organizadores a petición de Sima Peña, eran merengues de Yoyito Cabrera, Guandulito, Tatico Henríquez, otros y que esa música por ser tan antigua, ellas no la dominaban con tanta exactitud.
Doña Sima Peña luego que se le colocó la corona que la investía como reina de las Patronales de Doña Agueda, en medio de la algarabía de un público entusiasta que la aplaudía delirantemente, hizo un recorrido por el vecindario montada en un burro propiedad del agricultor Tato Beato.
Hasta hace poco la fenecida cocinaba, limpiaba la casa, caminaba algunos kilómetros a pie y conservaba la misma alegría y su espíritu jovial y de persona de bien.

CLAVES PARA VERSE JOVEN Y TENER LARGA VIDA
En una entrevista con este periodista, la fallecida dama dijo que para conservar una larga vida hay que hacer favores si están a su alcance, nunca hacerle daño a nadie, caminar mucho a pie, comer sanamente, no llevar vida ajena, siempre vivir alegre, no guardar rencor y no dar mente al paso de los años.
“Hay personas, sobre todo mujeres que después de los 35 años comienzan a acomplejarse, se sienten viejas y eso no es verdad, a esa edad es que la vida comienza”, le habría expresado en la entrevista a este periodista Doña Sima.
En ese contexto, significó que si una persona joven se siente vieja la gente la va a ver como tal, porque todas sus actuaciones serán de personas envejecientes.
No obstante, proclamó que si una persona mayor se siente joven, la gente también la va a ver como tal, porque sus actuaciones serán de jóvenes.
Sima procreo con el señor Blanco Vásquez cinco hijos, Félix, Boncho, Leta, José y Francia, de los cuales éstos dos últimos sobreviven.
En medio de llantos y dolor, Francia Peña lamentó el deceso de su madre y resaltó que fue una mujer valiosa, ejemplar, alegre y my querida en la comunidad.
“A pesar de que no sabía leer ni escribir nos educó con valores morales y espirituales muy elevados”, explicó Francia