SANTO DOMINGO. El ministro de Defensa, teniente general Rubén Darío Paulino Sem, aseguró que el personal militar asignado a la franja fronteriza se mantiene en alerta ante la posible revitalización de la ola de protestas que sacudió a Haití a principios de este mes luego de que el gobierno de esa nación aplicara una serie de medidas económicas, entre las que se destacó la del aumento de un 52% al precio de los combustibles.

“Hemos visto que varios grupos de izquierda han llamado a huelgas recientemente, como ayer y hoy. Sabemos que el presidente Moïse está en sesión permanente en el Parlamento para nombrar al nuevo primer ministro y a los demás titulares del Gobierno. Se espera que esta semana se solucione ese tema, pero nosotros estamos en alerta”, precisó Paulino en una visita a Diario Libre.

El militar explicó que, para esos fines, se custodia –especialmente– el punto de acceso de Mal Paso, Jimaní, por su cercanía con Puerto Príncipe, la capital haitiana, donde se concentran la mayoría de los manifestantes.

Asimismo, dijo que, contrario a lo que se piensa, las estadísticas que maneja la institución demuestran que cuando crece la tensión política en Haití, el flujo de migrantes hacia la República Dominicana disminuye.