La diputada Faride Raful afirmó este viernes que es una “presión directa” sobre el Gobierno el pronunciamiento del secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, acerca de que debe respetarse la Constitución en las elecciones del 2020.

Considera que “no es una injerencia” de parte del Gobierno estadounidense porque Estados Unidos es el principal socio de República Dominicana y es donde se busca con regularidad el financiamiento que el Gobierno dice que es para programas de desarrollo.

Pompeo llamó el miércoles al presidente Danilo Medina para manifestarle sobre la importancia de que todos los actores políticos en la República Dominicana preserven las instituciones democráticas y respeten el Estado de Derecho y la Constitución.

Ese día en el entorno del Congreso Nacional se expresaban manifestantes, seguidores del expresidente Leonel Fernández, contra una posible reforma a la Constitución, debido a que se esperaba que fuera conocido por el Senado que en ese momento tenía sesión y es de mayoría danilista.