Dajabón.- Un violento enfrentamiento entre policías y manifestantes dejó cristales del Palacio de Justicia de esta ciudad destruidos, tras la decisión de la juez de la instrucción interina de enviar a prisión por tres meses, como medida de coerción, al fiscal separado de su cargo Jacobo Morel Sanchez (Nino).

Los ciudadanos reaccionaron tras la medida dictada contra Nino, acusado de violar el código de protección de niñas, niños y adolescentes, al supuestamente abusar sexualmente de un adolescente.

El dispositivo indica que el acusado debe ser recluido en la cárcel Rafey, de la ciudad de Santiago, por motivos de seguridad.

Los miembros de la Unidad Táctica de la Policía (SWAT) dispararon una cantidad de bombas lacrimógenas y tiros vivos, y los manifestantes que demandan la libertad del ex funcionario de la justicia respondieron con piedras y devolvían las bombas, creando una situación de tensión.

En medio de la confusión creada tras conocer la decisión del tribunal, los policías lograron sacar a Morel Sánchez y trasladarlo hacia el destacamento de la policía de Montecristi, de donde será llevado a Santiago.

POR ARSENIO CRUZ