SANTIAGO.- Moradores de la urbanización Real manifestaron su satisfacción con la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santiago (Coraasan), luego de llevar la solución del servicio, cuya precariedad venían padeciendo desde hace más de una década.

“Después de que nuestro equipo técnico hiciera un levantamiento en el sector se inició el empalme desde la línea principal del acueducto Cibao Central y de esa forma garantizamos la frecuencia y calidad del líquido”, dijo el director general del organismo, ingeniero Andrés Burgos.

El titular de Coraasan informó que la labor se ejecutó en la avenida Salvador Estrella Sadhalá, esquina Hatuey, lo que permitió un mayor caudal y beneficiar a todos los habitantes de dicha comunidad y zonas aledañas.

De su lado, residentes en la parte norte agradecieron el esfuerzo y rapidez con que respondió el ingeniero Burgos a su demanda, la cual venían haciendo desde hace un largo tiempo.

“Doy fe y testimonio de que nosotros no dormíamos esperando el chin de agua, pero ahora tenemos agua, ya sube a la parte alta, no tenemos que usar bombas”, manifestó María Peguero, residente en la urbanización