M

SANTO DOMINGO. El presidente Danilo Medina dijo que su Gobierno tiene cuatro años cerrando los espacios para las malas prácticas en las instituciones del Estado, que dejan espacio a la corrupción administrativa.

En su discurso de rendición de cuentas pronunciado ante la Asamblea Nacional, destacó que gracias al decreto 499-12 sobre racionalidad en el gasto, se pudieron ahorrar 18,000 millones de pesos.

“Debemos tener el coraje de desterrar a los fantasmas, de ver las cosas con realismo, y si la realidad es que las cosas están haciéndose bien, debemos ser capaces de mirar con optimismo y no con recelo”, expresó Medina.

Destacó que República Dominicana aumentó 22 puntos en el índice de presupuesto abierto, pasando de una puntuación de 29 en la evaluación de 2012 a 51 en la de 2015.

De igual modo, dijo que más de 254 instituciones se han incorporado a la Cuenta Única del Tesoro, lo que supuso la gestión diáfana de más de RD$75 mil 700 millones, que antes se manejaban a discreción por esas instituciones. Además dijo que la Contraloría General de la República ha eliminado 12,892 duplicidades en nóminas.

El presidente Medina dijo que el número de proveedores del Estado aumentó en 38 mil y que el proceso de compras publicado ha pasado de 6,500 en 2012 a más de 69 mil.

Destacó la veeduría pública que se realiza en 24 instituciones del Estado.

Resaltó la asignación de obras por más de 90,000 millones de pesos a través del sistema de sorteos abiertos y el sistema de subastas públicas para la adjudicación de los contingentes arancelarios, especialmente de rubros agrícolas.

Agregó que el Ministerio de Energía y Minas ha logrado que el país forme parte de la Iniciativa para la Transparencia de las Industrias Extractivas.

“Todo eso es cerrar puertas a la corrupción y abrir paso a la transparencia y la eficiencia pública”, argumentó.