SANTIAGO. Al centro histórico de esta ciudad ingresan diariamente más de 300 mil unidades motorizadas, lo cual agrava significativamente el caos en el tránsito vehicular, por lo que urge que las autoridades de los gobiernos locales y centrales, afronten el problema.

Dirigentes transportistas consultados declararon que el Gobierno Central, conjuntamente con las autoridades municipales, debe plantearse un proyecto inmediato para comenzar a resolver la atomización que se observa en las calles del centro de esta ciudad.

Juan Marte, presidente de la Central Nacional de Trabajadores (CNTT), declaró que seguirá solicitando al Poder Ejecutivo vía el ministerio de Obras Públicas, la construcción de varios elevados, paso a desniveles y túneles para resolver el caso del tránsito urbano.

“Aquí necesitamos elevados en los cuellos de botellas de la Fuente, en la Zona Sur, avenidas 27 de Febrero, Salvador Estrella Sadhalá, República de Argentina, la presidente Antonio Guzmán y en la avenida Francia con un puente para enlazar a Nibaje con Bella Vista”, subrayó Marte.

Precisó que las calles céntricas de aquí tienen más de 150 años de construidas y fueron diseñadas para el uso de los coches.

“Reclamamos del Gobierno Central la construcción de varios grandes parqueos para evitar que los empresarios y empleados de los negocios utilicen los espacios públicos, que cada vez son menos”, puntualizó el dirigente choferil.

Gervasio de la Rosa, presidente de la Federación de Trabajadores del Transporte de la Región Norte y del Consorcio Dominicano del Transporte planteó la ampliación de las avenidas y la construcción de varios elevados, al igual que varias paradas de guaguas fuera de la ciudad.

“Además de los carros de las 29 rutas del transporte urbano que ingresan al centro de la ciudad, tenemos los minibuses del transporte inter-urbano y de los vehículos pesados, que usan muy poco la avenida Circunvalación Norte”, expresó de la Rosa.

POR NARCISO RAFAEL PEREZ ADAMES