POR WANDER SANTANA

El cabo de la Policía Nacional, Janli Disla Batista, admitió ante el juez de la Oficina de Atención Permanente de Santo Domingo Este que mató a la arquitecta Leslie Rosado, según sus abogados. Lo que en términos legales significa que hizo una defensa positiva.

No obstante, el abogado Luis López, precisó que la admisión no se produjo en los términos en que fue presentada por el Ministerio Público, que planteó que lo sucedido fue un asesinato. El togado explicó que su cliente admitió su culpabilidad por el hecho que se desencadenó en un momento de “ira al ver su esposa y sus hijos en el suelo”.

Dijo que su representado se encuentra arrepentido de lo ocurrido y que, aunque no se opusieron a la prisión preventiva, no quisieron que fuera enviado a la cárcel de La Victoria como pedía el Ministerio Público. Alegan que en ese penal podría correr peligro la vida del cabo.